Capítulo Cinco

El Juguete

 
 
retrato_norton.jpg

Tan solo después de 4 años de su nacimiento en Lautaro en 1971, Norton Maza viaja a Francia junto a su padre que fue exiliado, además de haber pasado dos años preso durante la dictadura. En 1980 se vuelve a cambiar de país, esta vez a Cuba, para comenzar sus estudios en arte, regresando una vez más a Francia en 1985 para complementar los mismos en el Bellas Artes de Bordeaux. Los recuerdos de Chile del artista cuando era pequeño son escasos, siendo mucho más presentes los que marcaron su infancia y adolescencia en Cuba donde la precariedad de asuntos quizás no tan urgentes le hizo desarrollar su creatividad. 

Por ejemplo los juguetes eran escasos y desde muy pequeño comenzó a elaborar los suyos.

 

Los juguetes eran escasos y desde muy pequeño comenzó a elaborar los suyos

 
la-máquina_b.tjpg
 
del-paisaje-y-sus-reinos-01_B.jpg

 

Ya desde que vivía en Francia, frecuentaba museos y centros culturales junto a su familia, maravillándose con lo que para él entonces eran algo así como efectos especiales, no entendiendo mucho cómo eran posibles de lograr. Empezando la adolescencia y sus estudios en arte, logró comprender de qué manera se podía realizar todo eso y fue cuando la convergencia de todas las experiencias lo hacen darse cuenta de que sería artista.

 

 
del-paisaje-y-sus-reinos-02_B.jpg
 

Al regreso a Chile en 1994 hace una asimilación entre lo que fueron sus diferentes experiencias en Cuba y Francia, notando la gran diferencia económica y social existente, además de otros tantos vicios en la manera de conducirse en la sociedad y entre las personas. De esta manera, sus materiales y la forma que adquiere su trabajo como recreaciones, son pensados como una crítica, pero desde el lugar de la reflexión para instalar en el espectador el cuestionamiento acerca de cómo los sistemas político, eclesiástico y económico son un opresor que opera en forma de redes para controlar y aprovechar el contraste de la globalización.

Ejemplo de estos contrastes y uso de material en su obra es “Territory” (2004-2008), que cuenta con etapas desde la I a la IV, donde cada una de ellas fue exhibida en distintos contextos, y representando partes de una casa con material de desecho. “Le Royaume”  es una limusina a escala 1:1 construida con materiales de desecho también, que fue instalada en la entrada de la Embajada de Francia en Chile el año 2008.

 
territory,-segunda-etapa_B.jpg
 
territory,-segunda-tercera-etapa_B.jpg

Sus materiales y la forma que adquiere su trabajo como recreaciones, son pensados como una crítica

 
el-rapto-02_B.jpg
 
el-rapto-01_B.jpg

“Levitación del deseo” del 2013, es un lingote dorado que gira sobre su propio eje y levita sobre un plinto, siendo a la vez una crítica e ironía del sistema dominante al que sucumben los individuos. En ese mismo año, se exhibe en el Museo de Arte Contemporáneo MAC, la instalación “Del paisaje y sus reinos”, construcción que representa un bunker escala 1:1, donde piezas escultóricas elaboradas por el artista, y objetos encontrados y reutilizados, muestran y encarnan símbolos, dogmas y estructuras de la contemporaneidad, siendo otra crítica a la sociedad desde lo lúdico y figurativo.

 

Una de sus últimas y más importantes piezas es “El Rapto” del 2016, instalación exhibida en el Museo Nacional de Bellas Artes MNBA. Representa la historia de la sociedad, el drama de la libertad, y como las civilizaciones han sido controladas. Se construye alrededor del mito del dios Shu del antiguo Egipto, que había quedado entre el cielo y la tierra, sosteniendo la bóveda celestial para que no regresaran los dioses salvajes, y así esa sociedad debía de comportarse correctamente para que Shu no soltara la cúpula y no dejara regresar al caos. Una serie de objetos fabricados por el artista y otros encontrados se encuentran dispuestos e iluminados bajo esa estructura, que se nos presentan como objetos amenazantes de nuestro diario vivir, los cuales abducen a la figura de una joven encapuchada seducida por el consumismo, contradiciéndose a ella misma y mostrando como las personas pueden traicionarse día a día, como efecto del modelo mercantil.

 

Imágenes cortesía del artista —Fotos por Jorge Brantmayer